ana1

Escúchame

En mis años como periodista, he podido comprobar cómo, muchas personas, a pesar de vivir en familia, en comunidad, rodeados de gente, no se sienten escuchadas e incluso te dan las gracias por dejarles expresarse. Esta es una sensación que he podido confirmar, también, en el tiempo que llevo funcionando como coach.

Os invito a leer un poema que descubrí no hace mucho y que viene muy bien para entender lo que es el coaching. Espero que os guste, es de Arnaldo Pangrazzi y dice así…

Cuando te pido que me escuches y tú empiezas
a aconsejarme, no estás haciendo lo que te pido.

Cuando te pido que me escuches y tú empiezas
a decirme que yo no debería sentirme así,
no estás respetando mis sentimientos.

Cuando te pido que me escuches y tú piensas
que debes hacer algo para resolver mi problema,
estás decepcionando mis esperanzas: ¡Escúchame!,
todo lo que pido es que me escuches,
no que me hables ni que te tomes molestias por mí.

Escúchame, sólo eso.

Es fácil aconsejar, pero yo soy capaz;
tal vez me encuentre desanimado y con problemas,
pero no soy incapaz.

Cuando haces por mí lo que yo mismo puedo
y tengo necesidad de hacer, no estás haciendo otra cosa
que atizar mis miedos y mi inseguridad.

Pero cuando aceptas simplemente que lo que siento
me pertenece a mí, por muy irracional que sea,
entonces no tengo por qué tratar de hacerte comprender más,
y tengo que empezar a descubrir lo que hay dentro de mí.